Declarado de Interés Institucional
Declarado de interés institucional
Res. 39/2016

Entrevista a Osvaldo Dufour

 

Osvaldo Dufour

¿Cuándo y dónde surge tu vocación como músico?

El gusto por la música surge desde muy niño, en mi casa se escuchaba radio y música casi todo el día, así que podría decirse que nací y crecí con la música como compañía permanente. En cuanto a la vocación de músico, aparece un poco más adelante, en la adolescencia; deslumbrado por algunas bandas y solistas que escuchaba en esa etapa, decidí agarrar una guitarra que había en casa y empezar a explorar ese mundo desconocido y a la vez fascinante de la creación musical.

¿Sobre qué tratan tus temas?

Pulsión de Vida tiene 13 temas, de los cuales 7 son instrumentales y 6 cantados. Las canciones tratan de aquellos asuntos que son, en definitiva, los más importantes de la existencia de un hombre: el amor, la vida, la muerte, la sociedad en la que uno vive, el vínculo con quienes la integran, etc. Todos esos tópicos están planteados desde una perspectiva esencialmente personal, es decir, son la visión que yo tengo de esos asuntos; la forma en que entiendo, interpreto, disfruto y padezco mi propia existencia y las cosas que en ella me suceden.

¿Cómo fue el proceso de grabación del disco?

En principio debería decirte que fue largo. Las diferentes etapas se fueron dando de manera intermitente, hubo que interrumpir varias veces el proceso por diferentes motivos. Al tratarse de una producción completamente independiente y más aún, al ser un proyecto solista, llevar adelante todos los aspectos del proceso no es sencillo, todo depende de mí y eso hace que no sea tan fácil lograr continuidad y ajustarse a los tiempos ideales. Se grabó en Montevideo, y se mezcló y masterizó en Buenos Aires; también en Buenos Aires se hizo la reamplificación de las guitarras eléctricas. Esto también contribuyó para que se alargaran los plazos porque había que encontrar el tiempo para viajar y permanecer allá varios días.

DSC07225

¿Tiene músicos invitados?

En la grabación del disco participan, además de mí, dos músicos: Fernando Lopetegui en teclados y Sebastián Queirolo en la batería. Ellos no son músicos invitados ya que ambos formaban parte de la banda estable que me acompañaba, en ese momento, cuando el disco empezó a grabarse. Fernando aún continúa siendo parte integrante de la banda y Sebastián, que ha dejado de tocar, dejó su lugar a José Rugiero que es quien me acompaña hoy en la batería.

El que no te conoce, ¿con qué se encontrará al escuchar tu disco?

A nivel musical, Pulsión de Vida es un disco bastante ecléctico, con referencias varias a diversos estilos musicales, pero con el denominador común de un sonido hard-rock. Los temas instrumentales, fundamentalmente, pero también los cantados, presentan momentos de cambio repentino en lo armónico y en lo melódico, a veces, y en lo rítmico, otras veces. Hay una cierta ciclotimia musical, si cabe la expresión, en la mayoría de las composiciones. Muchos de los temas instrumentales fueron concebidos con un criterio compositivo cercano al de la música clásica, en la que confluyen en una misma pieza u obra, varios movimientos o partes bien diferenciadas.

¿Planes a corto y mediano plazo?

Ahora mismo la prioridad es promocionar y vender el disco. Pulsión de Vida está editado en formato físico y ya está disponible, se puede pedir a través de mi facebook o por e-mail; en breve estará también a la venta en las tiendas de música digital. Y en el mediano plazo, por supuesto, vendrá la presentación en vivo, que  probablemente sea poco antes de mitad de año.

11abr2014_5850 edit2

 

¿Un mensaje?

Es una pregunta difícil de responder, pero lo voy a intentar. Creo que estamos asistiendo a un período preocupante de la historia de la humanidad. El avance vertiginoso de la tecnología y el crecimiento desmesurado del consumismo, están haciendo estragos en la sociedad. No hablo sólo de Uruguay, presumo que debe suceder algo parecido en todo el mundo, salvo alguna excepción. Y en virtud de esta situación, se me ocurre que un buen mensaje podría ser exhortar a las personas a estar alertas, a no perder el espíritu crítico; a no entregar totalmente nuestra ya reducida capacidad de ser libres; a no sucumbir ante la tentadora oferta de la pereza intelectual, dejando que otros piensen por nosotros; a no creer en todo lo que nos dicen los medios de comunicación y la publicidad; a no dejarnos convencer de que la vida es tan sólo ese transcurrir anodino en el que pretenden encerrarnos, donde sólo somos agentes consumidores sin discernimiento y sin ninguna clase de ambición intelectual o espiritual.

Facebook: www.facebook.com/osvaldodufour

Twitter: @osvaldodufour

e-mail: osvaldodufour@hotmail.com

 

11abr2014_5818 edit